Técnicas de gestión de riesgo

General

Técnicas de gestión de riesgo se utilizan en las etapas de identificación, evaluación y planificación de la respuesta al mismo en el procedimiento de gestión de riesgos que se muestra a continuación:

 

 

Pocas de las técnicas descritas son únicas a la gestión de P3 pero ellas son todas ajustadas y aplicadas para server el contexto de P3.

La identificación se basa en diversas fuentes de información. Todas las otras funciones de gestión P3 generan información relacionada con el riesgo y hay técnicas en sus procedimientos que son, en efecto, sobre la gestión de riesgos. Por ejemplo:

  • Gestión de los interesados identifica las partes interesadas que puedan estar dispuestas a apoyar los objetivos e incluso pueden oponerse a ellos. Esta es una forma de gestión de riesgos que se aplican a las personas con influencia sobre los objetivos;

  • Gestión del cronograma puede identificar incertidumbres de estimación y abordar estos a través de técnicas de programación tales como Monte Carlo o cadena crítica; y

  • Gestión financiera puede identificar de manera similar incertidumbres de estimación de las previsiones de costes y dar cabida a estos a través de las reservas de contingencia y de gestión.

La identificación de riesgos debe reconocer estos elementos de riesgo, la Integración con las otras funciones y recoger todas las otras fuentes de riesgo. Muchos representan diferentes formas de extraer información de riesgo relacionado con las personas que tienen conocimiento de la obra y su contexto. Esto puede ser sobre una base de uno a uno o en grupos en los talleres de riesgo.

Los individuos con conocimientos o experiencia específica pueden ser entrevistados, mientras que los grupos se pueden reunir para sesiones de tormenta de cerebros o coordinadas utilizando la técnica Delphi.

El uso de la información de los proyectos anteriores, programas y portafolios nunca debe ser pasado por alto y consiste en examinar las lecciones aprendidas en informes y registros de riesgos archivados. En las organizaciones más maduras estos pueden haber sido cotejados y estructurados en forma de listas de verificación y las listas rápidas como parte de un sistema de gestión del conocimiento.

Las técnicas para la evaluación del riesgo se dividen generalmente en cualitativa y cuantitativa, aunque la línea para distinguir los dos es a veces borrosa.

Evaluación de riesgos cualitativa se centra en eventos de riesgo individuales y se basa principalmente en la opinión educada y la opinión de expertos. Las técnicas cualitativas se basan en dos propiedades de un evento de riesgo: su probabilidad (o la probabilidad de que va a suceder) y su impacto en los objetivos si sucede.

Es debido a estas propiedades tan difíciles de cuantificar y a menudo subjetivas, que las técnicas basadas en la probabilidad y el impacto se conocen como cualitativas.

Algunos enfoques de la evaluación de la probabilidad-impacto introducen elementos cuantitativos cada vez hasta que potencialmente producen datos abiertamente cuantitativos como valor esperado. Si bien esto es muy útil para el cálculo de las reservas de contingencia, nunca hay que olvidar que se basa en datos cualitativos.

Evaluación cuantitativa del riesgo se centra más en la incertidumbre y la estimación de la incertidumbre en particular. Técnicas cuantitativas típicas para hacer frente a la incertidumbre en el horario y / o estimación de costos incluyen PERT, Monte Carlo y análisis de sensibilidad.

Las técnicas cuantitativas también pueden utilizarse para evaluar diferentes cursos de acción que incluyen la influencia externa incierta. Los árboles de decisión pueden ser utilizados para comparar cuantitativamente el efecto de una serie de eventos que pueden o no suceder. Esto puede ser particularmente útil en la evaluación de riesgos secundarios, e incluso terciarios, e influir en las decisiones adoptadas en la planificación de respuesta a los riesgos.

Los principios de la planificación de la respuesta son muy similares para todos los tipos de riesgo, ya se trate de incertidumbre general, eventos específicos de riesgo (amenazas y oportunidades).

Respuestas a los riesgos posibles de amenazas son diseñadas para evitar, reducir, transferir o aceptarlas. Estos actúan de manera diferente en la probabilidad de que se produzca un riesgo en comparación con el impacto que tendría en los objetivos. Si el evento de riesgo es una oportunidad, las posibles respuestas son de explotar, mejorar, compartir o rechazarla. Los dos conjuntos de respuestas son fundamentalmente los mismos, pero adaptados para minimizar el  efecto perjudicial de una amenaza o maximizar el efecto beneficioso de una oportunidad.

 

Proyectos, programas y portafolios

Los problemas con gestionar riesgo pueden a veces ser incorrectamente atribuido al uso de técnicas de riesgo.

Un error común es el emplear técnicas sobre sofisticadas para atender algo que anda mal cuando el problema real está en entender el contexto de riesgo.

Técnicas de riesgo cualitativas son generalmente aplicables y escalables a todos los niveles de complejidad del proyecto, programa  o portafolio. Un registro básico de  riesgos como el que se aplica en un proyecto simple, se puede extender incrementando la cantidad de información para ajustarse a proyectos más complejos.

Un proyecto pequeño hará use del análisis de probabilidad de impacto pero no es muy probable que garantice técnicas las cuales requieren un esfuerzo significante para usarlas correctamente.

Algunos enfoques, los proyectos más complejos de probabilidad mayor incluirán importantes niveles de incertidumbre. Tal vez como una simple acumulación de incertidumbre estimada o tal vez debido a la utilización de tecnología innovadora.

Incluso el trabajo que utiliza la tecnología establecida puede ser una fuente de gran incertidumbre si se utiliza en un contexto inusual o si los equipos de entrega no tienen experiencia relevante. Estas situaciones pueden hacer un buen uso de técnicas como Monte Carlo, sobre todo porque los programas informáticos hacen que estos cálculos de alto volumen sean mucho más fáciles.

El principal problema que los equipos de gestión pueden enfrentarse al utilizar técnicas estadísticas es comunicar los resultados a las partes interesadas. Cuando una de las partes interesadas pregunta "¿cuándo se entregará el producto?" Anticipan una respuesta como "en el 12 de febrero", no "hay una posibilidad de 50% que será el 12 de febrero y una probabilidad del 95% que será antes del 21 de Marzo".

Gestión de los grupos de interés tiene que decidir cómo se comunicará dicha información. Qué tan fácil que esto es un buen indicador de la madurez de la organización.

El plan de gestión de riesgos para los programas y portafolios esbozará el uso de técnicas en sus proyectos componentes, programas y cambios de la actividad de gestión. Es importante establecer directrices que garanticen la coherencia. Sin coherencia, es difícil agregar el riesgo de las partes componentes para obtener un valor para el riesgo general del programa o portafolio.

Todas las técnicas de identificación y respuesta son de aplicación general, es poco práctico aplicar algunas técnicas de evaluación cuantitativas, por ejemplo, red análisis de Monte Carlo basado, a nivel consolidado.

Portafolios establecen directrices comunes para el uso de las técnicas de gestión de riesgos, pero también son capaces de desarrollar actitudes de más largo plazo y el comportamiento que aseguren que se utilizan adecuadamente.

Portafolios estructurados se ven directamente afectados por el ambiente externo. Tienen que identificar los riesgos de la más amplia gama de fuentes y pueden utilizar técnicas como PESTLE para evaluar las fuentes de riesgo a los objetivos estratégicos que están diseñados para lograr.

 

Gracias a Ignacio Manzanera por la traducción

SHARE THIS PAGE
No history has been recorded.

Técnicas de gestión de riesgo

Volver arriba